REAL TV

Loading...

CUMPLEAÑOS de hoy domingo 8 de julio de 2018.

Jumelles Rodríguez, Nalleli Pérez, Juan López y Víctor Almonte.

lunes, febrero 12, 2018

Psiquiatras creen que "El Chamán" no se regenerará



Juan Salazar
Santo Domingo

El hombre que mató a su pareja y a sus tres hijastros la pasada semana en el sector Enriquillo de la capital es un típico caso de psicópata que nunca se arrepiente de los actos horrendos que comete y que prácticamente resulta imposible que se recupere para reinsertarlo en la sociedad.

En ese juicio coincidieron psiquiatras consultados sobre el cuádruple asesinato cometido por Víctor Alexander Portorreal Mendoza, de 30 años, y apodado Greña, El Metálico y Chamán Chakra, quien el pasado domingo 4 de febrero mató a su pareja Reyna Isabel González y a dos hijas de la dama menores de edad. Al día siguiente asesinó al tercer niño, de nueve años.

El psiquiatra José Miguel Gómez explicó que las personas que cometen un crimen múltiple, en serie o de manera compulsiva, padecen un trastorno antisocial de la personalidad que se llama psicopatía.

“Y los psicópatas cuando llegan a esos niveles no son rehabilitados ni pueden ser reinsertados en la sociedad.

Son individuos con daños en varias esferas, en el pensamiento, en las emociones, en la conducta y no tienen conciencia moral”, agregó.

El profesional de la conducta precisó que un psicópata a ese nivel después de provocar un daño, como el caso de Portorreal Mendoza, no se arrepiente, ni tiene sentimientos de culpa y mucho menos conciencia moral del dolor que le ha provocado a los demás y a la sociedad.

Consideró que esas personas es aconsejable recluirlas en cárceles de alta seguridad y tenerlas aisladas.

Gómez hizo un llamado al procurador general de la República, Jean Alain Rodríguez, para que cree una Unidad de Psiquiatría Forense, a fin de que asista al ministerio público en las evaluaciones a individuos de alta peligrosidad.

El expresidente de la Sociedad Dominicana de Psiquiatría indicó que las unidades de psiquiatría forense existen dondequiera que funciona una justicia organizada, con un enfoque multidisciplinario y sectorial, formadas por psiquiatras, psicometristas, psicólogos, trabajadores sociales y abogados.

Sugirió que el confeso asesino sea sometido a las debidas evaluaciones psiquiátricas e incluso a pruebas de control de drogas para determinar si actuó bajo los efectos de algún estupefaciente.

Entretanto, el psiquiatra Fernando Sánchez Martínez afirmó que las personas que cometen este tipo de crímenes no tienen juicio crítico, actúan sin remordimiento y son capaces de actuar de la manera más salvaje “como lo hizo ese señor”.

“Todo es producto de un conjunto de normas, valores y comportamientos de un trastorno de personalidad, específicamente personalidad antisocial”, añadió.

Intervención en sector
Mientras el director de Salud Mental del Ministerio de Salud Pública, Ángel Almánzar, dijo que aunque no es correcto realizar un diagnóstico sin realizar primero una historia clínica completa, las características del crimen cometido por Portorreal Mendoza indican que podría tener un trastorno social de la personalidad.

“Si uno piensa en un sociópata o en un psicópata entonces se aproxima al presente caso. Hay un trastorno antisocial, remord imi ent o s nulos, una incapacidad para hacer empatía y el comportamiento del sujeto ante la sociedad”, agregó.

Explicó que el sadismo y narcisismo presentes en el crimen robustecen la aproximación a un psicópata. “Una de las características del trastorno antisocial es que no hay arrepentimiento ni remordimiento, hay una nulidad de los valores y la ética”.

El psiquiatra explicó que personas como Portorreal Mendoza “tienen un encanto, pero superficial”, además de que hay ausencia de nerviosismo, falsa sinceridad, egocentrismo patológico y falta de vergu¨enza ligada a la ausencia de remordimiento.

Almánzar informó que el Ministerio de Salud Pública ya tiene en su fase final la elaboración de un protocolo de procedimiento forense para casos de este tipo.

Informó que la Dirección de Salud Mental acudió al lugar donde ocurrió el crimen para realizar una intervención en crisis y manejo de duelo con familiares de las víctimas y vecinos del sector Enriquillo.

Propone mesa de debate
El presidente de la Sociedad Dominicana de Psiquiatría, Julio Chestaro, dijo que el caso fue tratado en una asamblea del gremio realizada el pasado sábado debido a la conmoción que ha causado en la sociedad y por tratarse de hechos que a veces resultan incomprensibles.

El profesional de la conducta precisó que la violencia siempre ha existido y existirá, tras citar los crímenes de este tipo, los asesinatos cometidos en robos y asaltos, los suicidios y el fenómeno de feminicidios.


“Predecir el comportamiento del ser humano es una materia muy difícil, porque a veces ves una persona que no tiene un perfil de violencia y son violentos. En el caso de este asesinato múltiple uno piensa en problema psicopatológico, sociópata, trastornos de personalidad o los efectos que tienen en la mente del ser humano el uso y abuso de ciertas sustancias”, expresó Chestaro. Citó el caso de un hombre al que veía casi a diario, era muy afable y relajaba muchísimo, pero un día llegó a su casa y cuando encendió el televisor se enteró en un noticiario que había matado a su pareja y luego se suicidó, pese a que nunca dio señales de ser una persona agresiva y violenta.

Consideró que lo apropiado ahora es determinar por qué pasó un crimen de esta naturaleza y comenzar a dar los pasos para reducir estos casos que ocurren a diario en menor o mayor magnitud.

El presidente del gremio especializado estimó que ha llegado el momento de que múltiples instituciones se sienten en una mesa a analizar el fenómeno de la violencia en el país desde el punto de vista psicológico, psiquiátrico y sociológico, para darle a la sociedad la respuesta que espera.

“¿Cuál es la respuesta que espera la sociedad? Cómo evitar que esto pase o cómo podemos detectar que estos riesgos están antes de que explote.

Y esa en sí es una respuesta muy compleja”, indicó.

Hizo un llamado a la sociedad para que entienda que el psiquiatra es un profesional igual que los de otras ramas, como cardiólogos, endocrinólogos y gastroenterólogos, al que se debe consultar sin ningún temor y estigma.

Puso el ejemplo de los suicidios, pues la mayoría son causados por trastornos de la mente, especialmente la depresión.

Portorreal Mendoza mató a su pareja González y a sus tres hijos menores de edad el pasado domingo 4 de febrero, y luego se mantuvo durante tres días con los cadáveres en el apartamento donde cometió el crimen, ubicado en el sector Enriquillo del kilómetro 8 de la carretera Sánchez.

Listin Diario.

No hay comentarios:

Publicar un comentario