martes, junio 09, 2020

Cuatrimestre COVID-19 impacta economía con una brutal caída de 7.5%


CÁNDIDA ACOSTA
Santo Domingo, RD

El impacto de la pande­mia del coronavirus CO­VID-19 se dejó sentir en la economía dominicana con una fuerte contracción en su actividad económica de cerca de 30% en abril de este año, con relación a igual mes de 2019, mien­tras que en el cuatrimestre enero-abril se registró una brutal caída de -7.5%, se­gún las estimaciones del Banco Central (BCRD).

Ese comportamiento es el reflejo de la paraliza­ción de la economía con medidas orientadas a con­tener la pandemia del COVID-19, como el con­finamiento por la cuaren­tena y los controles de ho­rarios nocturnos (toque de queda) que durante los primeros cuatro meses de 2020 afectaron las activi­dades de hoteles, bares y restaurantes (-34.1%); de la construcción (-24.5%); salud (-2.4%); explota­ción de minas y canteras (-114%); industrias de la manufactura -8.8%, entre otras.

Pese a esos desfavora­bles resultados, que tam­bién afectan a la economía mundial, el BCRD espera una “pronta normalización de la actividad económica y una reactivación del consu­mo de los hogares y de los proyectos de inversión, lue­go que se complete el reini­cio gradual de la operacio­nes en la economía el 24 de agosto, proceso que es acompañado de medidas de flexibilización moneta­ria y las facilidades fiscales dispuestas en el ámbito tri­butario.

La variación del prome­dio del Indicador Men­sual de Actividad Económi­ca (IMAE) de los primeros cuatro meses del año es el resultado de tasas de cre­cimiento interanuales de 4.7% en enero y 5.3% en fe­brero, así como de -9.4% y -29.8% en marzo y abril, ex­plica el BCRD.

Sectores como la salud, que creció12.4%, servicios financieros (9.8%), agro­pecuario (5.2%), inmobi­liaria (4.9%), comunica­ciones (4.8%) y energía y agua (3.5%), continuaron exhibiendo un desempeño positivo, mitigando parcial­mente los efectos adversos del confinamiento. El BCRD espera cerrar con un creci­miento neutro y enfatiza en los fuertes fundamentos de la macroeconomía. Obser­va que el impacto adverso en el crecimiento de abril se prevé sea el punto más crí­tico de la crisis actual, tal y como ha sido la experiencia en la mayoría de las econo­mías del mundo.

Estabilidad cambiaria
El Banco Central señala su participación activa en el mercado cambiario para mantener la estabilidad re­lativa del tipo de cambio, con intervenciones que so­brepasan los US$2,250 mi­llones en lo que va de año.

CREES: es tendencia
Sobre el comportamiento del IMAE, Miguel Collado Di Franco, economista se­nior del CREES (Centro Re­gional de Estrategias Eco­nómicas Sostenibles), dice que las cifras del BCRD re­flejan la tendencia que lleva la economía con relación a la menor actividad econó­mica, la cual se ha resentido por las medidas de confina­miento internas, pero sobre todo por el impacto en el sector externo.

En su opinión, la recupera­ción dependerá de la eco­nomía internacional, de las medidas de salud mundia­les, “y localmente serán ne­cesarias políticas públicas sanas, dirigidas a fortalecer los fundamentos de la eco­nomía; es decir, reformas estructurales”.

INFORME
Plan de medidas para impulse
Crédito privado
Aumentó en RD$124,445.4 millo­nes entre mayo de 2019 y 2020, para un creci­miento interanual de 14.0%.

Facilidad crediticia
Impulsarán el proce­so de recuperación de la economía en los próxi­mos meses.

Recuperación
EEUU. es principal socio comercial y fuente de re­mesas y de turistas del pais y mientras más ace­lerada su recuperación, mejor será la reactiva­ción rápida para el país.

Listin Diario.

No hay comentarios:

Publicar un comentario