REAL TV

Loading...

CUMPLEAÑOS de hoy domingo 8 de julio de 2018.

Jumelles Rodríguez, Nalleli Pérez, Juan López y Víctor Almonte.

domingo, diciembre 24, 2017

Alternativas para bajar el costo de la cena navideña



Cándida Acosta
Santo Domingo

La Navidad es linda, la Navidad es bella, pero trae consigo un mayor gasto para su celebración. Para enfrentar esos altos costos de los que se aprovecha el comercio en esta época hay cientos de alternativas a las que se le puede sacar ventaja.

La Navidad es para que todos la celebren y la mejor forma de hacerlo es en unión familiar, especialmente en la cena de “Noche Buena” o de Año Nuevo. Muchos dicen que “a falta de pan casabe” y eso le ha dado resultado.

LISTÍN DIARIO, en aras de contribuir con la familia dominicana, sobre todo la familia de escasos recurso, ofrece una serie de recomendaciones como alternativa para hace frente al costo de la cena navideña, atendiendo a sugerencias y hechos vividos por amas de casa.

La yuca y la batata como sustituto de la papa. En estos momentos en los que el precio de una libra de papa se vende entre RD$40 y RD$45 la yuca y la batata que se venden a precios más baratos pueden resultar una perfecta combinación para hacer en casa la tradicional ensalada rusa. A esto se agrega la preparación una mayonesa casera, a base de huevos y leche, cuyas recetas se pueden encontrar fácilmente en las páginas de la web relacionadas con la gastronomía.

Otras formas de acompañar la mesa con ensaladas no muy costosas es la de repollo y zanahoria ralladas hervida y acompañada de mayonesa y pasas sin semillas. Ensalada de coditos con tuna, o la tradicional de lechugas, tomate, remolacha y aguacate.

Jugos naturales. A sacar provecho a las frutas de temporada o la locales, ya que a menos que usted no viva en apartamento tiene aunque sea una matica de naranja agria o de guayaba en su patio. Una limonada a la se pueden agregar hojas de menta, mucho hielo y un traguito de ron de cualquier marca que muchos llaman “lava gallo”; o un “morisoñando” con leche y limón, o con naranja agria. Otra opción son las batidas de mango, de fresa o guineo… para poner la mesa bonita con un servicio de jugos naturales en vez de procesados que son más caros.

Hacer una sangría no tiene ciencia. Usted se busca una vino tinto La Fuerza o Campeón, un ron brugal fusión, que es blanco de sabores o un lava gallo como decimos a los rones sin marca, manzanas rojas y u n seven-up, y con eso la prepara; y los que pueden gastar un poco más le agregan fresas y jugo de naranja.

Arroz. Si de algo nos mofamos los dominicanos es de saber cocinar arroces. Una forma de servir arroz en navidad es cocerlo al natura y unos minutos antes agregarle frutas secas como almendras o avellanas y pasas sin semillas. Algunos prefieren moro de habichuelas negras para acompañar el pavo el cerdo, moro de guandules verdes desean otros comensales. Ahora bien, las familias más pobres pueden hacer “arroz con fideos”, arroz con zanahorias, arroz cocinado con los “cojoyos” o la flor de las auyamas o el famoso perico que se cocina con auyama y granos de maíz fresco.

Pan. Nada mejor que el pan hecho en casa. En los campos muchas familias tienen “hornos” improvisados para sus navidades. Aprovechar el horno para hornear el pan no está demás, pues la grasa o manteca del cerdo es la mejor forma natural de amasar la harina de trigo. Hay cientos de recetas para esto si desea añadirle sabores.

Asados. No todo el mundo tiene los recursos para mandar a asar el cerdo, pollo o pavo fuera de casa. También hay gente que no tiene estufa con horno. Cómo asar una carne para lamerse los dedos sin necesidad de tener un horno en casa o los recursos para pagar un asado. Muy fácil: Lave usted la carne, sea pollo o pavo entero o piezas o hasta una pierna o un pedazo de pierna o de costilla de cerdo, con sal y naranja agria y sazónelo a su gusto. Ponga un caldero grande con una tapa que ajuste bien y no deje salir el vapor a fuego alto en la hornilla de su estufa o hasta en un anafe a carbón y cuando esté sumamente caliente vierta una cucharada de mantequilla hasta que se vuelva un aceite bien caliente y coloque la carne y dele color. Baje el fuego eche un poco del agua del sazón y tape. Debe echar pocos chorros de agua para que no se queme y así se la carne se cocerá al vapor. Cuando vaya a servir notará que no necesita horno.

Opciones. Para acompañar y diversificar la mesa con platos variados tampoco necesita gastar mucho. Las canoas de berenjenas, además de nutritivas se cocinan también en un caldero, al vapor, solo tiene que partirlas a la mitad y rellenarlas a su gusto. Hasta con carnes de soya y un poco de queso por encima. Otra sugerencia para hacer una entrada es hervir las berenjenas peladas y macharlas cuando están bien blanditas y sin agua y unirlas a una mezcla de mayonesa, vinagre, cebolla picadita y el contenido de una lata de sardinas Paco Fisch, que viene en la lata azul. Se le puede agregar tomaticos cherry picaditos.

Los “niños envueltos”, son otra sugerencia, pues se hacen con arroz blanco, carne molida y repollo.

Hay muchas variedades de pastelones. En poco tiempo se hace un pastelón de harina de maíz, o de plátano maduro. Pueden ser rellenados con carne molida de res, cerdo o pollo y hasta con carnes de soya. El queso y las salsas dan el toque diferente como lo es la salsa blanca “bechamel” que puede ser hecha en casa con un poco de mantequilla, harina de trigo, leche de vaca, un poquito de sal, pimienta molida y un poquito de nuez moscada rallada.

Pastas. Los espaguettis rojos no se quedan. Los italianos hacen su propia salsa en base a tomate licuado y le ponen cebolla, ajo y un poquito de orégano y de pimienta y aceite verde (de olivas), son riquísimo, naturales y salen más baratos. Las personas que les gustan los espaguetis blancos hacen su propia salsa blanca y los más comelones hasta le ponen chuleta ahumada cortadita y leche evaporada.

Los dulces. No hay una dominicana que no sepa hacer un dulce de cualquier fruta. Aproveche y presente en su mesa un dulce hecho en casa si tiene tiempo. Los dulces de pastas de guayaba, higos, coco, y de tomates, son una buena opción. Y ni hablar de sacar provecho a las cáscaras de las naranjas agrias y las toronjas que usó para hacer un jugo y ponerlo en la mesa en vez de refresco o jugo procesado. Con esas cáscaras se hace una mermelada para chupar dedos, “por poco o casi nada de dinero”.

Listin Diario.

No hay comentarios:

Publicar un comentario